El lugar donde descargo mi mente después de disfrutar de un rato de cine.

sábado, 29 de agosto de 2015

Las cinco secuencias de... Ingrid Bergman

Querido primo Teo: 
Se cumplen 100 años del nacimiento de la mítica actriz sueca Ingrid Bergman (y 33 de su fallecimiento). Ante unas fechas tan redondas y teniendo en cuenta que estamos ante una de las más grandes intérpretes de la historia del cine, y una de las pocas que lograron 3 premios Oscar, parece un momento ideal para repasar su carrera a través de sus cinco secuencias más destacadas.
Ingrid Bergman, llamada así por la princesa Ingrid de Suecia, nació el 29 de Agosto de 1915 en Estocolmo, Suecia. Hija única de un matrimonio entre un sueco y una alemana, quedó huérfana de madre a los 2 años y de padre a los 13. Para colmo de males, la tía que se había hecho cargo de ella falleció seis meses después de un ataque al corazón. La huérfana quedó al cargo de un anciano tío soltero pero, gracias a la herencia recibida, pudo recibir una completa educación en el Liceo Femenino. Allí descubrió que su gran sueño era actuar y en 1932 apareció por primera vez en la gran pantalla como extra, pero más importante fue que convenció a su tío de que le dejara acudir a una prueba para entrar en la escuela del Real Teatro Dramático. Eso si, éste le hizo prometer que si la rechazaban se olvidaría de eso de actuar. Y lo que sucedió fue que los jueces la interrumpieron en mitad de la prueba sin dejarle terminar en lo que sería una grandísima decepción de la futura estrella, que más tarde se convertiría en euforia al descubrir que la seleccionaban. Con lo que habían visto era suficiente para darse cuenta de su talento y no necesitaban que completara la prueba. En la misma escuela habían estudiado importantes artistas como Greta Garbo o Gustav Molander. Precisamente fue este importante director sueco el que le dio su primer papel con diálogo y siguió contando con ella en un total de 6 películas, en papeles cada vez más importantes. Rodó algunas películas más con otros directores suecos, pero la más importante de su primera etapa como actriz fue “Intermezzo”, a las órdenes de Molander y estrenada en 1936. En ella interpretaba a una prometedora pianista que se enamora de un famoso violinista a cuya hija da clases de piano. El amor es correspondido y ella decide seguirle aunque eso frene su carrera mientras que el abandona a su familia. Al año siguiente Ingrid se casaría con el dentista Petter Lindström, nueve años mayor que ella, y al que conocía desde su época de estudiante. Pronto tuvieron a su hija Pía. Su carrera daría un salto cuando David O. Selznick, que había quedado impresionado por su actuación en “Intermezzo” y comprado los derechos de adaptación, convenció a la actriz para que protagonizara éste en su primera película americana. La actriz no tenía muchas esperanzas de ser aceptada por su nuevo público por lo que tras el rodaje volvió a su tierra natal donde le esperaban marido e hija. Eso si, no hizo caso de las sugerencias de Selznick sobre su aspecto o su nombre y mantuvo ambos sin cambios. Pero su primera película en Hollywood fue un gran éxito, y la situación en Europa cada vez era más complicada por la guerra, así que Bergman no dudó en volver a Hollywood con su familia, donde Selznick le esperaba con los brazos abiertos. Éste tuvo claro como quería vender a su nueva estrella e insistió en potenciar su imagen de pureza y naturalidad en películas como “Los cuatro hijos de Adán”, en la que repitió con el director de la versión americana de “Intermezzo” Gregory Ratoff o en “Alma en la sombra”. Pero Ingrid se rebeló contra esta imagen porque quería demostrar que sabía actuar y, cuando fue elegida como la elegante pareja de Jeckyll en “El extraño caso del Dr. Jekyll”, convenció a Lana Turner para que intercambiara con ella su papel y así hacer de la amante de Hyde. Tras esta película, Ingrid batallaba para hacerse con el papel de María en “Por quién doblan las campanas” pero, en un principio, la elegida resultó ser la bailarina noruega Vera Zorina, y Bergman estaba desesperada por meterse en cualquier proyecto, aburrida tras varios meses sin trabajar y de su vida en un pueblo de Nueva York donde vivía con su marido que estaba estudiando medicina. Y la película resultó ser la que le convertiría en una estrella inmortal.
Así comienza una nueva colaboración de emailgalicia con la web de El Cine De Lo Que Yo Te Diga. Puedes leer el artículo completo y ver las cinco secuencias en el siguiente enlace. Puedes ver todos los artículos de la sección de las 5 secuencias aquí. Y puedes comentar lo que quieras aquí, en la web de LQYTD o en su foro.

jueves, 27 de agosto de 2015

Las cinco secuencias de... Ian McKellen

Querido primo Teo:
Estos días llega a nuestra cartelera “Mr. Holmes”, una nueva historia sobre el famoso detective que en esta película tiene 93 años y vive retirado en una granja. Protagonizada por Ian McKellen, parece un momento ideal para repasar su carrera a través de sus 5 secuencias más destacadas.
Ian Murray McKellen nació el 25 de Mayo de 1939 en Burnley, Inglaterra. De niño, a causa de los bombardeos de los nazis, dormía bajo una mesa de hierro en el salón, dejando una profunda marca psicológica según sus propias declaraciones, pero su vida corrió más peligro por la enfermedad que por las bombas, pues sufrió difteria a los 3 años. Probablemente, eso sí, la infección haya contribuído a su característica voz. De niño, sus padres le llevaron a ver varias obras teatrales, inculcándole su pasión por la actuación. La madre del futuro actor falleció a los 12 años y su padre se volvió a casar. Cuanto 12 años después fue su padre el que murió, Ian mantuvo sus lazos con su madrastra hasta el punto de confesarle su homosexualidad, y al año siguiente comenzó una relación sentimental con Brian Taylor, un profesor de historia, con el que se fue a vivir a Londres. Era el año 1964 e Ian llevaba tres años trabajando profesionalmente como actor de teatro, desde que se graduara en Cambridge. Pronto llegaría su debut en el West End con bastante éxito. Durante los años 60 y 70 su éxito fue creciendo, apareciendo también en televisión e incluso sus primeras y poco destacables películas. En 1972 rompió con su pareja y seis años más tarde conoció al también actor Sean Mathias, con el que tuvo su segunda relación seria conviviendo durante 10 años, aunque con bastantes discusiones por culpa de la mucho más exitosa carrera de Ian. Así, en 1977, se hacía con un premio Laurence Olivier, su primer premio importante, ceremonia donde repetiría premio en los dos años siguientes. El de 1979 fue por “Bent”, que hablaba de la persecución de los homosexuales en la Alemania nazi. Como no había hecho pública su orientación sexual, dudó antes de representar en Broadway la obra con gran éxito. Aunque su condición sexual nunca fue un secreto, no fue hasta 1988 cuando en un programa de radio de la BBC hizo pública su homosexualidad, en un debate sobre un controvertido proyecto de ley contra la “promoción de la homosexualidad” en la era de Margaret Thatcher. Curiosamente, una de las últimas decisiones de Thatcher fue proponerlo como Sir.
Así comienza una nueva colaboración de emailgalicia con la web de El Cine De Lo Que Yo Te Diga. Puedes leer el artículo completo y ver las cinco secuencias en el siguiente enlace. Puedes ver todos los artículos de la sección de las 5 secuencias aquí. Y puedes comentar lo que quieras aquí, en la web de LQYTD o en su foro.

martes, 18 de agosto de 2015

Cine de verano: The Equalizer (El protector)

Es martes, así que toca recomendar otra película para ver en casa este verano. Esta vez voy a hablar de una película estrenada hace un poco más de tiempo, pero que vale la pena recuperar si aún no la viste. Yo ya la vi hace unos 9 meses, poco después de escribir el artículo de las 5 secuencias de Denzel Washington, por lo que mis recuerdos de la película no son tan frescos como los de una película vista este verano en mi salón.

The Equalizer cuenta la historia de un agente de la CIA retirado interpretado por Denzel Washington que decide ayudar a una joven prostituta explotada por las mafias rusas.

Estamos ante el reencuentro de Washington con Antoine Fuqua, que ya coincidieron en la aclamada "Training Day". Esta vez estamos ante un thriller mucho más convencional, donde lo mejor son las muy bien coreografiadas escenas de acción y las interpretaciones de Chloë Grace Moretz y Denzel Washington. La historia es de lo más previsible pero no importa, la clave es que logra su objetivo de entretener. Eso si, no recomendable para los que busquen una película de las que dejan poso. Si quieres hacerte una mejor idea, a continuación el trailer:

martes, 11 de agosto de 2015

Cine de verano: Chappie


Llegó el miércoles y todavía no habíamos publicado el comentario semanal con una recomendación para elegir ver en el videoclub o plataforma digital. Con un día de retraso, la propuesta de esta semana es la nueva película del director de "District 9".

Chappie cuenta la historia del robot que da título al film. Todo comienza cuando un joven programador de una empresa que fabrica robots policía logra un gran avance en su investigación para crear una inteligencia artificial con conciencia propia. Pero la empresa no está interesada así que la intenta probar de manera clandestina con tan mala suerte que el robot especial termina en manos de una banda de criminales.

La nueva película de Neill Blomkamp, también coautor del guión, parte de una idea interesante que provoca unas cuantas situaciones divertidas, como se puede apreciar en el tráiler. Me gusta la interpretación de Dev Patel, aunque se parece mucho al papel que hace siempre. Menos convincente está un Hugh Jackman que parece que está sólo para cobrar el cheque. Y el que nunca falta en las películas del director, Sharlto Copley, esta vez no lo podemos ver, aunque si lo podemos escuchar si elegimos la opción de ver la película en versión original subtitulada, dado que pone voz al robot protagonista.

Por desgracia, aunque tiene buenas ideas, le falta hilar mejor la historia y mejorar algunas interpretaciones alcanzar un nivel de gran película. Pero en esta sección lo que buscamos es entretenimiento, y este está asegurado.


martes, 4 de agosto de 2015

Cine de verano: Focus

Una de las películas que tenía en mente cuando comencé esta sección veraniega es esta historia de estafadores protagonizada por Will Smith.

Focus cuenta la historia de Nicky, un estafador profesional interpretado por Will Smith, y Jess, una aprendiz del oficio a la que da vida Margot Robbie.

Dirigida por Glenn Ficarra y John Requa, también guionistas de la cinta y responsables de "Crazy, Stupid, Love" y de "Phillip Morris ¡Te quiero!", estamos ante la típica película de estafadores con sus giros de guion, sorpresas y demás. Además se le añade el componente de la guerra de sexos y todo protagonizado por dos actores solventes como son Will Smith, que no necesita presentación, y Margot Robbie, que saltó a la fama con "El lobo de Wall Street". El resultado es un entretenimiento en toda regla, es decir, otra de esas películas perfectas para recomendar para ver en estas noches de verano. Eso si, que nadie se espere un guion magnífico donde todo cuadra a la perfección, ni tiene una segunda lectura para hacer reflexionar, ni nada de eso. Pero tampoco lo necesita, el objetivo de entretener es lo que busca y logra, aunque reconozco, ahora que ya hace varias semanas que la vi, que no me acuerdo de buena parte de los detalles de la trama, aunque si recuerdo la sensación satisfactoria que me produjo. Como siempre, terminamos el artículo con el tráiler de la película.